INTRODUCCIÓN

______________________________________________________________________________________________________
JOAQUÍN GÓMEZ CARRILLO, escritor de Cieza (Murcia), España. Es el autor del libro "Relatos Vulgares" (año 2004), así como de la novela "En un lugar de la memoria" (año 2006). Ha publicado igualmente cuentos, poesías y relatos en revistas culturales, como "La Sierpe y el Laúd", "Tras-Cieza", "La Puente", "La Cortesía", "El Ciezano Ausente", "San Bartolomé" o "El Anda"; o en el libro editado por Vita Brevis titulado "El hilo invisible". Así mismo, participa como articulista en el periódico "El Mirador de Cieza" bajo el título genérico: "El Pico de la Atalaya" (antes "La República de Cieza"). Ha publicado en internet el "Palabrario ciezano y del esparto".

Buscador por frases o palabras

Buscador por fechas de publicación

Traductor de esta página a más de 50 idiomas

3/5/10

¡Adelante con los faroles!


Revista del Ciezano Ausente, Día de la Cruz, año 2010.
.
.
(Relato)
.
A la Flora, yo la recuerdo siempre haciendo lía sentada en una sillica en el carasol de la tapia de las Monjas. Y recuerdo también que a causa de la mucha edad que llegó a tener, una neblina suave se le fue corriendo sobre el telo de la memoria, por lo que algunos sucesos de su vida pasada comenzarían ya a diluirse y perder el soporte firme de la realidad. Por eso cuando le pregunté un día sobre aquello tan singular de la subida del Cristo a la Ermita, la pobre no supo asegurarme bien si había ocurrido antes o después del año en que vino al pueblo Renato.
.
Por casualidad, aún conservo una fotografía en blanco y negro, hecha a principios de la Guerra, en la que se ve a la Flora, ya mujer y vestida de luto, junto a un grupo de alumnas pequeñas uniformadas de las Pastoras, antes de que fuera destinado el colegio a hospital de sangre y se llenara de heridos del frente, cubiertos de vendas y algodones.
.
Ella, más bien, y siempre que yo le daba pie para ello, le gustaba relatar cosas de su vida de picadora de esparto. Decía que había trabajado incluso en el Menjú, donde yo hasta entonces ignoraba que hubiera habido una fábrica de mazos funcionando con la energía hidráulica del salto, y que tenía que ir y venir todos los días andando por Bolvax y pasar el río en la barca. También contaba que había estado picando en cal Precioso, en cal Nene torres y en ca la Capdevilla, donde luego hubo un molino maquilero, y cuyo edificio cochambroso hoy en día quieren rehabilitar para un museo.
.
Sin embargo, aunque yo ya tenía oídas, le pregunté por lo de Renato.

–Lo de Renato fue como una revolución en el pueblo –acertó a decir la Flora con una sonrisa leve, que envolvía todo un halo de misterio.
.
Entonces contó que lo vieron llegar un día con una troupe de saltimbanquis haciendo títeres por la calle, que mandó instalar un cable de acero entre los pináculos de la fachada principal del Mercado de Abastos y la Tortada de la música que había en el centro de la Plaza de España, y que se puso a exhibir sus dotes de funambulista como si estuviera exento de cumplir con las leyes de la física. Pero ahí no acababa la cosa al parecer, porque como entonces el pueblo era tan reducido que aún nos conocíamos todos y se veían pocas caras nuevas, salvo cuando venían las compañías de revistas al Borrás, al Galindo o más tarde al Capitol, todo el mundo andaba algo confuso con las gentes de Renato. Pero además, cuando las mocicas vieron a aquel hombre que, con el torso desnudo como un dios griego desafiaba la ley de la gravedad y se paseaba por los aires con tan sólo una barra de equilibrio en las manos, se quedaron boquiabiertas de tales hazañas y de su figura exultante, y hubo un enamoramiento colectivo que al parecer pervivió durante mucho tiempo bajo las almohadas de sus sueños.
.
A la Flora, cuando se la llevaron con los pies para adelante no hace mucho, le faltaban tan solo unos meses para cumplir los cien años. La pobre estaba más sorda que una tapia, aunque siempre me sonreía y me acompañaba el saludo alzando su mano, seca ya como de sarmiento, con la que tanto había trabajado en su vida para criar a sus siete hijos.

–¿Entonces, Flora, cómo fue aquello que subieron al Santo Cristo de noche? –le tuve que reiterar a mitad de la conversación, pero ella me salío por peteneras y empezó a evocar el ambiente del esparto, de cuando en el pueblo se hacía lía en todas las casas y no cesaba de oírse el zumbido constante de los mazos de las fábricas durante las veinticuatro horas del día.

..........................................
(Continúa) (Leer el relato completo)
.

1 comentario:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

EL ARTÍCULO RECOMENDADO

.
"El viaje de Viernes Santo". Relato publicado en la revista de Semana Santa "La Cortesía", el año 2007. Narra el periplo de unos zagales del Campo de Ricote que decidieron acudir a ver la procesión a Cieza atravesando la Sierra del Oro por el Collado del Portajo.

LOS DIEZ ARTÍCULOS MÁS LEÍDOS EN LOS ÚLTIMOS TREINTA DÍAS

Cuentos del Rincón

Cuentos del Rincón es un proyecto de libro de cuentecillos en el cual he rescatado narraciones antiguas que provenían de la viva voz de la gente, y que estaban en riesgo de desaparición. Éstas corresponden a aquel tiempo en que por las noches, en las casas junto al fuego, cuando aún no existía la distracción de la radio ni el entoncemiento de la televisión, había que llenar las horas con historietas y chascarrillos, muchos con un fin didáctico y moralizante, pero todos quizá para evadirse de la cruda realidad.
Les anticipo aquí ocho de estos humildes "Cuentos del Rincón", que yo he fijado con la palabra escrita y puesto nombres a sus personajes, pero cuyo espíritu pertenece sólo al viento de la cultura:
.
* Tres mil reales tengo en un cañar
* Zuro o maúro
* El testamento de Morinio Artéllez
* El hermano rico y el hermano pobre
* El labrador y el tejero
* La vaca del cura Chiquito
* La madre de los costales
* El grajo viejo
_____________________________________________________

Frases para la reflexión:

"SE CREYÓ LIBRE COMO UN PÁJARO, Y LUEGO SE SINTIÓ ALICAÍDO PORQUE NO PODÍA VOLAR"

"SE LAMÍA TANTO SUS PROPIAS HERIDAS, QUE SE LAS AGRANDABA"

"SI ALGUIEN ES CAPAZ DE MORIR POR UN IDEAL, POSIBLEMENTE SEA CAPAZ DE MATAR POR ÉL"

"SONRÍE SIEMPRE, PUES NUNCA SABES EN QUÉ MOMENTO SE VAN A ENAMORAR DE TI"

"SI HOY TE CREES CAPAZ DE HACER ALGO BUENO, HAZLO"

"NO SABÍA QUE ERA IMPOSIBLE Y LO HIZO"

"NO HAY PEOR FRACASO QUE EL NO HABERLO INTENTADO"